Club Balonmano Alarcos

logo-BM-trans-04

Brillo en el brillante Quijote Arena

El Vestas Balonmano Alarcos de Ciudad Real brilló ayer en un muy brillante Quijote Arena que “estrenaba” pista nueva tras los trabajos de mantenimiento acometidos. Espectacular la pista y espectacular un equipo que también se estrenaba ante su afición y lo hacía nada menos que venciendo a un Guadalajara de ASOBAL en un gran partido del Alarcos, defendió, corrió y atacó bien, aunque tuvo un par de momentos de descentre lógicos a estas alturas de la pretemporada. Grandes sensaciones de un equipo que aspira a subir a ASOBAL y que ayer no encontró mejor manera de reivindicarse que con un partidazo.

Dos buenas paradas de Javi de la Cruz inauguraron el choque y un gol de Eloy Krook que se estrenaba como goleador alarquista. Y el siguiente en estrenarse fue Carles Asensio con un buen gol en los seis metros. El Alarcos estaba defendiendo bien y se veía con fluidez en ataque en estos primeros minutos de la temporada ante su afición.

Y así siguió, por lo que el equipo del Quijote Arena se mantenía por delante en el marcador como en el 4-2 del minuto 8. De hecho las distancias no eran mayores por los errores de lanzamiento de los jugadores alarquistas en situaciones fáciles de tiro.

La distancia se equilibró en el más dos para los locales que se estaban encontrando muy cómodos en defensa y, lógicamente, llegaron los contrataques que pusieron, con dos goles seguidos de Asier Urain, la distancia máxima en el marcador (6-3 minuto 12) que obligaba a Mariano Ortega, entrenador visitante, a pedir tiempo muerto.

Alarcos estaba jugando a un gran nivel. La defensa estaba intensa y agobiante y el ataque con enorme fluidez y así las cosas se ampliaron las distancias con el 8-4 del minuto 15.

En pleno intercambio de golpes llegó otro estreno goleador, el de Sergi Mach que, haciendo gala de su polivalencia, hizo el 10-6 (minuto 21) en penetración y lanzando con la izquierda. Todo el ataque estaba sumando… y la defensa también… incluso llegó otro estreno, el de Óscar en la portería con dos paradones seguidos en los seis metros. Tras uno de ellos llegó otro gol con nombre nuevo, el de Héctor González que ponía el 12-7 con la máxima diferencia en el marcador en el minuto 21.

El partido entró en una fase rápida, de ida y vuelta en la que el Alarcos se encontraba muy cómodo logrando goles con facilidad para mantener una distancia de 5 goles en el marcador que se ampliaron a los seis con un gol de penalti de Carles Asensio en el minuto 28 (16-10), marcador con el que el partido se fue al descanso.

Enorme primera mitad del Alarcos ante todo un equipo de ASOBAL.

El Guadalajara salió encorajinado en el inicio de la segunda mitad y logró un 1-4 de inicio que le dejaba solo a tres goles de los locales que estaban perdiendo muchos balones por imprecisiones.

Con el 17-15 del minuto 4, no le quedó otra a Javi Márquez que parar el partido porque las sensaciones no eran las mismas que en la primera mitad.

Pero no sirvió de gran cosa. Alarcos seguía impreciso y fallón en ataque y Guadalajara lo aprovechó para empatar el partido en el minuto 36 (18-18) sin hacer gran cosa más que aprovechar a la carrera los errores ofensivos locales.

Con el empate no solo se equilibró el marcador, sino también el juego que se convirtió en un intercambio de goles con menos protagonismo de las porterías que lo que estaba siendo habitual en el partido.

Y con el equilibrio volvió a salir la mejor versión de los locales que con un 3-0 pusieron el marcador de nuevo a su favor recuperando sensaciones (23-20 minuto 43).

Ya con la maquina defensiva a tope, el equipo volvió a funcionar de lujo y otro parcial ponía el marcador de nuevo en más cinco para los locales (25-20 minuto 45).

Dos buenas contras del equipo morado dejaron la distancia en solo tres goles, pero Alarcos seguía serio en defensa, aunque en esta fase del partido le estaba costando más encontrar el camino al gol.

Se estrenó Kostas bajo palos para que el Alarcos tomara algo de aire con dos goles de distancia, pero el Guadalajara no iba a rendirse a cinco minutos de final y apretó para llegar a un final de partido apretado.

En una exhibición de vuelo llegó el último estreno de la jornada, el de Frank Cordies con un gran gol que ponía el 29-27 en el marcador con el que el choque entró en los últimos dos minutos.

Y en esos dos minutos, lección de contrataques del Alarcos que se hizo con el Trofeo de Ferias por 31-27.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.